Visita al Parque de las Ciencias de Granada

Visita al Parque de las Ciencias de Granada



 La visita al parque de las ciencias de Granada es un plan ideal para pasar un día divertido en familia. Los niños son bienvenidos a un lugar donde aprenderán y experimentarán a la vez que se lo pasan bomba.
  El Parque de las Ciencias se encuentra próximo al centro histórico de Granada, y con sus aproximadamente 70.000 metros cuadrados, se ha consolidado como el museo más visitado de Andalucía.


Cuándo visitar el Parque

 El Parque de las ciencias de Granada se encuentra abierto todos los días excepto los lunes, a no ser que sean festivos o vísperas de festivos, en ese caso el parque estará abierto.
  De lunes a viernes este parque recibe muchas visitas de los diferentes colegios de Andalucía, por lo que si estamos pensando en ir un día de diario para estar solos en la visita, nada más lejos de la realidad, aunque puede que tengamos suerte y no coincidamos con muchas excursiones


  Los fines de semana el parque de las ciencias se llena de familias que quieren disfrutar de sus instalaciones. Nosotros fuimos un sábado, y aunque vimos muchísima gente para entrar, luego, una vez dentro, las instalaciones son tan grandes que en ningún momento nos dio sensación de aglomeración. Nuestra hija pudo ver y experimentar con todo.

  El horario es de 10:00 a 19:00, pero los domingos este horario es más reducido, ya que el parque cierra a las 15:00. Vayáis cuando vayáis, lo que sí os recomendamos es realizar la reserva por internet días antes ( No se puede realizar la reserva el mismo día de la visita, al menos por ahora), así os evitareis la cola para sacar la entrada, la cual, dependiendo de la afluencia, nos puede quitar bastante tiempo.


Qué ver en el Parque de las Ciencias de Granada

 Lo primero que nos encontramos tras comprar las entradas y pasar al gran hall de su edificio principal, son cuatro pabellones que albergan exposiciones permanentes y temporales, y os contaremos de que trata cada uno;

1. Wow. Maravillas de la Vida Salvaje (temporal)

  Este fue el pabellón que quizás más nos impresionó por su originalidad. Consiste en diez escenas en la que se representan a los animales en movimiento, bien corriendo para cazar, huyendo para no ser cazados, o simplemente desplazándose en su hábitat natural. Se crea una sensación en el espectador como si estuviera asistiendo a una huída, y en un momento dado se ha congelado la imagen.
  Este pabellón, tiene dos plantas, y en la superior nos encontramos el taller de cetrería, donde veremos como se hacen las figuras de los animales y donde responderán a todas nuestras preguntas.






2. Play. La ciencia y música (Temporal)

  Esta exposición se encontrará disponible hasta Diciembre de 2019. En ella vamos a descubrir distintos aspectos del sonido, como se produce, como se transmite, como reacciona nuestro cuerpo ante los sonidos....entre otras muchas cosas.
  En ella comenzamos viendo vitrinas que contienen una colección histórica de instrumentos musicales, donde veremos los distintos tipos que existen, además de como han ido evolucionando.

  Hasta nos encontramos la reproducción de una guitarrería de mediados del siglo XX, donde un carpintero realiza las guitarras con las herramientas de la época.

  Los niños podrán participar en varios experimentos como si en un laboratorio se encontraran, vivir experiencias multimedia, e incluso practicar con algún instrumento en el estudio de sonido. Podrán tocar el piano, la guitarra, la caja, la batería ¡y muchos más!. Les encantará la experiencia de tener distintos instrumentos en sus manos y poder experimentar con ellos.






3. Viaje al Cuerpo Humano (permanente)

  Como su nombre indica, este pabellón nos va a llevar a un viaje a través de nuestro cuerpo, además de conocer un poco del cuerpo de otras especies. Aquí vamos a poder tocar, experimentar y divertirnos mucho jugando y aprendiendo sobre muchos aspectos de nuestro cuerpo. Aprenderemos anatomía, fisiología, la alimentación, investigaciones que se están llevando a cabo...

  El viaje comienza con el origen de la vida y la estructura de la célula, y a partir de ahí veremos la función de cada órgano, como es el esqueleto humano y de distintas especies, aprenderemos sobre el sistema respiratorio, experimentaremos sobre el aparato locomotor....un sin fin de actividades de lo más educativas y divertidas.

  Lo que más nos llamó la atención fue unos cubículos donde se encontraba, en cada uno de ellos, el corazón de diferentes especies, siendo el central y más grande el corazón de una ballena.





4. Cultura de la Prevención

  Este pabellón está dedicado a los riesgos a los que estamos expuestos en nuestro trabajo y en la vida diaria, así como medidas de prevención.
  Podremos experimentar el olor a gas, como se etiquetan los distintos productos que pueden ser tóxicos, y como protegernos ante los riesgos que nos rodean.


Biodomo. Una ventana a la vida

  El acceso al Biodomo se encuentra a la izquierda de la puerta de salida del edificio principal hacia los jardines. En el precio del ticket general al Parque de las Ciencias no está incluido la entrada al Biodomo, por lo que si estamos interesados tendremos que sacar una entrada aparte.
  Los pases son en grupos reducidos y a la hora de comprar el ticket nos asignarán un horario.
  El Biodomo es un espacio con alrededor de 250 especies de animales y plantas, donde se ha recreado su hábitat natural, y donde podremos pasar del Amazonia a Madagascar y pasear por el Sudeste asiático en pocos pasos, conociendo las especies que habitan estos lugares.





 Saliendo ya del pabellón principal nos encontramos varias zonas de diversión para los más peques, así como jardines para descansar o tomar algo (está permitido llevar tu propia comida), zona de restauración y hasta un mini-laberinto donde los niños se entretendrán un rato.

  En esta zona también visitamos;

Mariposario Tropical

  Aquí podremos disfrutar de la zona del parque donde viven varias especies de mariposas.
  La verdad que su visita no la disfrutamos mucho, si en toda la mañana no habíamos sentido aglomeración de personas en los distintos pabellones, aquí sí que había mucha gente, además de que el espacio es pequeño. Vimos pocas mariposas, y es que supongo que con el ajetreo de personas, ruido y movimiento, estaban un poco escondidas.
  Si queréis realizar una visita más tranquila, os aconsejo ir a primera hora de apertura o casi al cierre.


Representación de un Dolmen

  En los jardines del parque nos encontramos una reproducción de un dolmen muy bien conseguida, donde los niños pueden ver este tipo de estructuras megalíticas que se realizaban en el ámbito funerario.


El Pabellón de Darwin

  Que se trata de un recorrido por la vida y trabajo del científico Charles Darwin.
  Si tenéis interés comprobar el horario de apertura ya que es muy reducido y nosotros ya lo encontramos cerrado.

Almazara y Olivar

  Se trata de la representación de una almazara de principios del siglo XX, situada en los jardines del parque, donde podemos ver en qué consistía la elaboración del aceite y como funcionaba.

Sala de la Biosfera

  El tema principal de este pabellón es sobre la vida en nuestro planeta, El Ecosistema.
  Aquí podremos ver la Tierra como planeta y la relación con el universo, aprender como los continentes se mueven y van cambiando a lo largo de los años, como se produce un remolino, el ciclo del agua, o los distintos escenarios de la vida.



Planetario

  La entrada al planetario también es independiente al precio del ticket general, y cuando nosotros sacamos la entrada en taquilla ya no había disponibilidad para visitarlo. Si tenéis interés en el Planetario es aconsejable reservar la entrada por internet.
  Según leímos, se trata de un viaje por el Universo, mediante una gran tecnología que tendremos que dejar para una próxima visita.

   Esto es lo que nosotros visitamos, pero el Parque de las Ciencias de Granada ofrece mucho más como el espectáculo de aves rapaces, la torre observatorio, y una gran cantidad de entretenimiento para los más peques.

  Nuestra visita duró desde las 12:00 a las 18:30, por lo que os recomiendo que si vuestro día de visita el parque cierra pronto o los niños son de corta edad, priorizar en lo que queréis visitar porque cada pabellón se lleva su tiempo en visitar.


PRECIOS (2019)
menor 18 años y mayor 65 años Adulto
General 6 euros 7 euros
Biodomo 5 euros 6 euros
Planetario 2 euros  2,5 euros 
Museo + biodomo 9 euros 11 euros
PARKING
3 primeras horas 1 € // más de tres 1,20 € la hora



 Respecto al aparcamiento, había en una calle anexa y decidimos no utilizar el parking de las instalaciones

No hay comentarios:

Publicar un comentario