Fin de Año en Oporto

Fin de Año en Oporto



 Nuestro viaje a Oporto ya estaba llegando a su fin, y que mejor manera de acabarlo que con la celebración de Fin de Año en la ciudad.
  Un par de meses antes habíamos reservado mediante un mail la cena de esta noche. El restaurante elegido fue el llamado Guaraní, en plena Plaza de los Aliados, el centro de toda la celebración de Fin de Año.
  Es aconsejable realizar reserva para esta noche tan especial en Oporto, por casi todos los restaurantes que pasamos tenían colgado el cartel de "solo se admiten reservas"

  La cena de Fin de Año comenzaba a las 20h (fue la única posibilidad que nos dieron), así que sobre las 19.45 salimos de nuestro apartamento camino a Avenida de los Aliados.
  Aunque aún era temprano, se veía muchísimo ambiente ya por las calles. Eran muchas las personas ataviadas con sombreros de fiesta, diademas, gafas de colores...todo muy festivo.
  La cena del restaurante Guarany era a la carta, y cono no, probamos pulpo, tan típico de Oporto, y el bacalao. Los platos no fueron muy abundantes, pero el servicio fue impecable. Además para ser Fin de Año no nos resultó caro, 136€ cuatro adultos y una niña con postres incluidos.



 Después de la cena, ya eran las 23h y la Plaza de los Aliados era un hervidero de gente. Había dos escenarios donde artistas portugueses animaban a todos los que allí nos encontrábamos, y en los alrededores de la plaza, varios puestos de comida rápida, lo que indicaba que la fiesta duraría hasta altas horas de la madrugada. También algunas tiendas se encontraban abiertas donde vendían bebidas, donde aprovechamos para comprar una botella de champán para brindar por el nuevo año.


 Se acercaban la media noche y la plaza estaba a reventar. Cogemos sitio cerca del Ayuntamiento, frente al gran árbol de Navidad que ha sido durante años el más grande de Europa, ya que allí sería el espectáculo de fuegos artificiales.
  Allí estábamos, entre locales, viajeros y turistas, preparados con nuestro champan y las doce uvas de la suerte, aunque este año las uvas son de gominolas.


 Toda la plaza comienza la cuenta atrás y cuando dan las doce, comienza un espectáculo pirotécnico impresionante. Todos comienzan a abrazarse, brindar....¡llegó el 2019! 


  Nunca olvidamos este Fin de Año que Oporto nos ha regalado, estará siempre en nuestros corazones



No hay comentarios:

Publicar un comentario